Category: Roberto Alomar

Equipo de Ensueño en Liga Beisbol Profesional de Puerto Rico

Roberto Alomar San Juan
En estos dias que anda la liga profesional de Puerto Rico, conocida como la Liga de Beisbol Profesional Roberto Clemente, en su recta fínal en su fase de post-temporada a su vez está culminando su celebración de su 75 Aniversario.

A estos momentos hay que ver quienes llegarán a su baile de campeonato entre Criollos, Gigantes, Indios y Leones. Mientras, en los parques se están entregando unas boletas para que los fanaticos hagan su selección de su equipo de ensueño en los 75 años de la liga.

Cada uno en esto tiene diferentes opiniones sea por mero fanatismo, sea por estadisticas o por ver en un diamante de su imaginación el mejor conjunto que vió en determinado momento en su historia.

En un juego de fantasia cada cual tiene su opción. Sín entrar en mucho analisis de números sí fuese el Gerente General como dice la boleta este seria mi equipo de ensueño de la liga profesional de Puerto rico.

Que sean 75 años más. Eso el tiempo lo dirá.

Equipo de Ensueño Liga Béisbol Profesional de Puerto Rico:
Dirigente: Mako Oliveras
C- Elrod Hendricks, Santurce
1B-Orlando “Peruchín” Cepeda, Santurce
2B-Roberto Alomar, Caguas, Ponce, San Juan
3B-Kurt Bevacqua, Mayaguez
SS-Dickie Thon, Bayamón, Santurce
OF-Benigno Ayala, Arecibo
OF-Juan José Beniquez, Santurce
OF-José “Cheo” Cruz, Caguas
DH-Hector Villanueva, San Juan, Santurce, Caguas
LD-Rubén Gómez, Santurce
LZ-Juan “Terín” Pizarro, Santurce
LR-Ramón “Mon” Hernández, San Juan, Mayaguez

75 Campeonatos del Beisbol Profesional de Puerto Rico

ROBERTO ALOMAR,Staff,SAN JUAN,Pur,Pur,ASDEP 026,El Dia,DANIEL AS

La Liga de Beisbol Profesional Roberto Clemente conmemoró este miércoles sus 75 años de existencia en una actividad celebrada en el Estadio Sixto Escobar que en tiempos de antaño fue la casa de los Senadores de San Juan y los Cangrejeros de Santurce.

Muchas paginas de su historia han pasado desde aquellos tiempos en 1938 cuando su primer nombre fue la Liga Semi-Pro de Béisbol de Puerto Rico.

Desde ese entonces, los sobre 290 boricuas que han pasado por las Grandes Ligas la gran mayoria vió acción en los uniformes de la liga profesional. Sus tres inmortales Roberto Alomar, Roberto Clemente y Orlando Cepeda todos dieron sus primeros pasos en la liga de la Isla del Encanto.

Mas aún, un sín número de luminarias del norte que hoy habitan en Cooperstown y otros que no llegaron al Salón de la Fama pero fueron grandes estrellas en el béisbol mayor.

Para los afanosos de la historia aquí están los campeones de Puerto Rico y los dirigentes con más campeonatos ganados:

EQUIPOS

Indios de Mayaguez: (1948-1949; 1956-1957;1962-1963; 1965-1966; 1977-1978;1983-1984; 1985-1986; 1987-1988; 1988-1989; 1991-1992; 1996-1997; 1997-1998; 1998-1999; 2002-2003; 2004-2005; 2009-2010; 2011-2012)

Criollos de Caguas: (1940-1941; 1947-1948; 1949-1950; 1953-1954; 1955-1956; 1957-1958; 1959-1960; 1967-1968; 1973-1974; 1976-1977; 1978-1979; 1980-1981;1986-1987; 2000-2001; 2010-2011; 2012-2013)

Cangrejeros de Santurce: (1950-1951; 1952-1953; 1954-1955; 1958-1959; 1961-1962; 1964-1965; 1966-1967; 1970-1971;1972-1973; 1990-1991; 1992-93; 1999-2000)

Leones de Ponce: (1941-1942; 1942-1943; 1943-1944;1944-1945; 1946-1947; 1968-1969;1969-1970; 1971-1972; 1981-1982;1984-1985; 2003-2004; 2008-2009)

Senadores / Metros de San Juan: (1945-1946; 1951-1952; 1960-1961;1963-1964; 1984-1985; 1989-1990; 1993-1994; 1994-1995)

Vaqueros de Bayamón: (1974-1975; 1975-1976; 1979-1980; 1989-1990; 2001-2002)

Guayama: (1938-1939; 1939-1940)

Lobos de Arecibo: (1982-1983; 1995-1996)

Gigantes de Carolina: (2005-2006; 2006-2007)

DIRIGENTES

Max “Mako” Oliveras: 7 (San Juan-2; Santurce-3; Mayaguez-2)

George Scales: 6 (Ponce-5; Santurce-1)

Latinos Honran Numeros de Uniforme en las Grandes Ligas

En la historia del baseball no importa sí en las Mayores o donde sea ese número detrás del uniforme es la identidad del pelotero.

Nos relata los libros de historia que en las Grandes Ligas fué en 1929 que los Yankees de Nueva York y los Indios de Cleveland fueron los primeros en utilizar números en las camisetas de los peloteros. Mientras los estadios iban agrandándose con los tiempos cada día era más difícil reconocer a los peloteros. Tanto los Yankees como los Indios bien al principio los números bajos del 1 al 9 correspondían a las jugadores regulares ofensivos por su turno en la alineación correspondiente a batear. Los números altos correspondían al resto del conjunto y a los lanzadores.

Con el tiempo eso cambió y los jugadores comenzaron a escoger el número en su uniforme. Con esto comenzaron muchas supersticiones y hasta historias porque un jugador escogía tal o otro número. Nos cuenta la historia por ejemplo que Roberto Clemente escogió el número 21 porque era el número de letras de su nombre completo incluyendo su apellido materno Walker. Y hay pero que muchas más.

A mi mucho se me ha olvidado de mis días de jovenzuelo en el deporte del bate y el guante pero no se me olvida que de niño como muchos de mi época nacido en Puerto Rico tuve el honor en varias ocasiones que me dieran ese afamado numero 21 a nivel de Pequeñas Ligas.  Después de más adolescente utilize el numero 8 que era utilizado por tres de mis peloteros favoritos en aquel momento Willie Stargell, Cal Ripken y el boricua Dickie Thon.

Viendo los números de los uniformes utilizados en el gran circo en mi opinión el mejor pelotero en la historia en haber utilizado el número 12 lo es Roberto Alomar; el 21 lo fué Clemente; el 24 Tany Pérez y el 29 Rod Carew.

En mi noble opinión estos son los mejores jugadores latinoamericanos que han honrado en la historia de la gran carpa un determinado número de uniforme y ellos son:

0-Rey Ordóñez
1-Luis Castillo
2-Hanley Ramírez
3-Alex Rodriguez (Marineros de Seattle / Rangers de Texas)
4-Yadier Molina
5-Albert Pujols
6-Tony Oliva
7-Iván Rodríguez, José Reyes
8-Dickie Thon
9-Vinny Castilla,Minnie Miñoso
10-Miguel Tejada
11-Luis Aparicio, Edgar Martínez, George Bell
12-Roberto Alomar
13-Alex Rodríguez (Yankees de Nueva York), Dave Concepción, Ozzie Guilén, Omar Vizquel
14-Andrés Galarraga
15-Carlos Beltrán, Rafael Furcal
16-Edgar Renteria
17-Nelson Cruz, Camilo Pascual
18-Matty Alou, Moises Alou, Omar Moreno
19-Juan González, Bert Campaneris, Mike Lowell, José Bautista
20-Jorge Posada
21-Roberto Clemente, Sammy Sosa, Rubén Sierra, Carlos Delgado
22-Robinson Cano
23-Adrian González, Carlos Peña
24-Tany Pérez, Miguel Cabrera,Manny Ramírez,
25-José “Cheo” Cruz, Rafael Palmeiro, Carlos Delgado (Azulejos de Toronto), Bobby Bonilla
26-Orlando “El Duque” Hernández
27-Juan Marichal, Vladimir Guerrero
28-Pedro Guerrero
29-Rod Carew, Felipe Alou, Rafael Soriano
30-Orlando Cepeda, Dennis Martínez, Magglio Ordóñez, Neftalí Féliz
33-José Canseco, Javier Vazquez
34-Felix Hernández, David Ortiz, Fernando Valenzuela
35-Mike Cuellar, Manny Sanguillén
36-Edwin Rodríguez (como Dirigente Marlins de Florida)
40-Bartolo Colón
41-Víctor Martínez
42-Mariano Rivera
45-Pedro Martínez, Carlos Lee, John Candelaria
46-Tony Armas, padre
47-José Valverde
48-Francisco Cordero
51-Bernie Williams
53-Bobby Abreu
56-Fernando Rodney
57-Francisco Rodríguez
61-Liván Hernández
63-Rafael Betancourt
74-Ugueth Urbina

El tiempo nos dirá que otros números serán de honor por nuestros latinos en las Grandes Ligas.

Puerto Rico: Draft o no Draft en las Grandes Ligas ?

Este próximo lunes, 4 de junio tomará escena en los estudios de la cadena MLB Network en la ciudad de Nueva York la edición 2012 del Sorteo de Novatos de las Grandes Ligas. En el mismo como año tras año las 30 organizaciones tendrán la oportunidad de seleccionar los a entender mejores prospectos del momento quienes algún día puedan ser las futuras luminarias del béisbol mayor.

En Puerto Rico cada calendario que llega este momento es de tema de mesa redonda.Muchos  que dicen saber del deporte por años llevan debatiendo que la implantación del ‘draft’ fué el causal del deslustre y declive de los peloteros boricuas en las Grandes Ligas.

Esta temporada apenas 24 de sangre borincana han visto acción en los diamantes. Claro está todavia brillán nombres de gran talla como Carlos Beltrán y Yadier Molina pero sí vamos atrás a mediados de la década de los 90’ alrededor de al menos de 45 a 50 peloteros y al menos cinco o seis erán Todos Estrellas se veian campaña tras campaña.

En este tema del ‘draft’ cada persona tiene su opinión. Unos a favor y otros no tán de acuerdo.

En una columna reciente Edwín Rodríguez, primer dirigente en propiedad puertorriqueño en las mayores, escribió sobre el tema y en resumén escribió  “el proceso del ‘draft’ es antipático e intimidante para muchos, pero el querer utilizarlo como argumento para la escasez de los nuestros (puertorriqueños) en el béisbol profesional en general pone al descubierto la falta de inventiva y disposición de los líderes deportivos del momento”.

“Existen soluciones para enfrentar este proceso, el cual lleva más de 20 años con nosotros, el primer paso es entenderlo. Luego desarrollar una estructura que vaya acorde a los términos y condiciones que este presenta. Nosotros los que estamos envueltos en esta industria, junto a los líderes deportivos, somos los responsables de echar hacia adelante la nueva generación de peloteros”.

“Para este grupo de deportistas puertorriqueños, al igual que los dirigentes deportivos del momento, hubiera sido fácil rendirse y pregonar discriminación y prejuicio contra ellos, y nadie se hubiera atrevido contrariar este argumento. Es por eso que el que nosotros hoy en día utilicemos este proceso del ‘draft’ como el pretexto principal de la escasez de peloteros grandesligas puertorriqueños hasta cierto punto disgusta”.

Por otro lado, hay ex-grandes liga que le tienen su crítica. En una entrevista reciente Edgar Martínez, considerado por muchos el mejor bateador designado en la historia, dió su opinión que el ‘draft’ en el que deben participar los prospectos de esa isla y en el que compiten con jugadores de Estados Unidos, es el motivo principal para esa notable merma en la cantidad de peloteros boricuas en las mayores.

“La cantidad de peloteros que está saliendo de Puerto Rico es mucho menos que la cantidad cuando yo firmé (en 1982). Antes el ‘scout’ iba a Puerto Rico y buscaba constantemente peloteros en áreas rurales y hacía tryouts (pruebas) y firmaba tres, cuatro peloteros”, señaló Martínez, quien en la entrevista recordó que él firmó “por 4.000 dólares” con los Marineros de Seattle. Cuando hay un ‘draft’ hay un proceso bien diferente. Las organizaciones no tienen la habilidad de firmar 15 peloteros y esperar que salgan tres o cuatro estrellas”, indicó. “Hoy en día firman menos peloteros”.

No importando el parecer de cada persona la realidad es que hay que aceptar que este es el proceso actual de las Grandes Ligas para Puerto Rico y secundó que es hora de no más excusas. Antes que el ‘draft’ fuese un hecho en 1990 para los de la Isla, jovenes de sangre boricua entre otros el ex-lanzador John Candelaria (segunda ronda en 1972 por los Piratas de Pittsburgh) y el guardabosque Danny Tartabull (tercera ronda en 1980 por los Rojos de Cincinnati) fueron de éxitos. En 1986 el ex-campo corto Rey Sánchez fué el primero nacido en la isla en ser escogido en un ‘draft’. Hoy los boricuas que brillan en las Grandes Ligas todos pasaron por el ‘draft’.

Es verdad que en el mundo de la pelota muchos se preguntan que ha pasado en la tierra de Roberto Clemente, Orlando Cepeda, Roberto Alomar, Iván Rodríguez, Carlos Delgado, Bernie Williams y muchos otros pero es hora de aceptar y seguir hacia adelante. Sí sobre 270 boricuas han llegado en la historia porque no se puede a volver a crear programas que el béisbol es rey. El tiempo será el que diga que ocurrirá con el deporte del guante y el bate en Puerto Rico.

Despues de Roberto Alomar Quien Al Salon de la Fama?

 

Alomar

Este domingo no solo Puerto Rico estará de fiesta. Lo debe estar también toda América Latina. Este fín de semana Roberto Alomar será finalmente exaltado entre los gigantes del béisbol organizado al Salón dela Fama en Cooperstown.

El mismo que es casa desde hace muchos calendarios de grandes entre otros Luis Aparicio, Rod Carew, Orlando Cepeda, Roberto Clemente, Juan Marichal y Tany Pérez.

Muchos que saben bien la historia del deporte del guante y el bate entienden que el intermedista puertorriqueño sin duda alguna fue el mejor intermedista de su época. El 12 veces Todo Estrella, a la defensiva fue catalogado como el mejor segunda base en su momento y bien lo demostraron sus 10 Guantes de Oro.

Por otro lado, con su madero terminó su carrera con números muy respetables. Un promedio de bateo de por vida de .300 y entre una larga lista de reconocimientos conectó más hits y carreras impulsadas en su carrera que los miembros del Salón de la Fama Joe Morgan y Ryne Sandberg.

Alomar al momento de retirarse terminó su ilustre carrera con .300 promedio de bateo, 2,724 indiscutibles, 210 cuadrangulares, 504 dobles, 1,134 carreras impulsadas y 474 bases robadas.
Entre innumerables galardones, honores y reconocimientos fue el Jugador Más Valioso en 1992 de la Serie de Campeonato de la Liga Americana; Jugador Más Valioso en 1998 del Juego de Estrellas y obtuvo cuatro Bates de Plata.

Hoy día es también miembro del Salón de Excelencia de la Fama de los Azulejos de Toronto, el Salón de la Fama del Béisbol de Canadá y del Pabellón de la Fama de la Serie del Caribe.

Ahora bien, después de Alomar la interrogante de muchos en especial entre latinos es quienes serán los próximos a ser electos al gran pabellón en Cooperstown.
En mi opinión tal como escribí un sín número de columnas en estos pasados años sobre Alomar uno que bien debe ser visto sus meritos lo es Edgar Martínez.

Con los Marineros de Seattle, a quienes les fue leal por 18 campañas y nunca vistió otro uniforme, es todavía hoy su lider de todos los tiempos en partidos jugados, turnos al bate, carreras impulsadas, dobles y bases por bolas. En su carrera obtuvo dos títulos de bateo en la Liga Americana; fue un siete veces Todo Estrella; cinco veces Bate de Plata y cinco veces bateador designado del año.

Simplemente fue su destreza en ese trabajo que hoy muchos le consideran el mejor bateador designado de todos los tiempos. Incluso el mismo béisbol organizado le dio su nombre para la perpetuidad a partir del 2005 al galardón de bateador designado del año.

Para algunos su rol de bateador designado a tiempo completo será de discusión ya que si los sueños de Edgar se convierten en realidad seria el primero en la historia en tal puesto a tiempo completo en ser electo al Salón dela Fama.

Otro boricua que hay que echarle el ojo es Carlos Delgado. El dos veces Todo Estrella cerró su carrera de 17 temporadas con .280 de promedio con 473 cuadrangulares, 1,512 carreras impulsadas, 3.976 total de bases recorridas y 974 hits de extra-base jugadas con los Azulejos de Toronto, Marlins de Florida y los Mets de Nueva York.

Entre galardones y reconocimientos recibió en el 2000 el Premio Hank Aaron y Jugador del Año en las Mayores por The Sporting News; el Premio Roberto Clemente en el 2006 y fue tres veces seleccionado como un Bate de Plata en la Liga Americana. Hoy día sigue su nombre como líder de todos los tiempos en un sin número de categorias ofensivas de los Azulejos de Toronto.

En este momento, a disfrutar del gran momento con Roberto Alomar. El tiempo dirá.

Roberto Alomar y Su Numero 12

bluejays_alomar

Mi orgullo siempre fue el de ser un pelotero puertorriqueño y todo lo que di en el terreno lo hice por la gente de Puerto Rico”.

“Todo lo que hago, lo hago por mi isla. Estar al lado de nuestra leyenda Roberto Clemente y Orlando Cepeda es algo impresionante. No puedo esperar llegar a Puerto Rico y estar con ellos mis puertorriqueños”.

Estas fueron algunas de las muchas palabras que dijo Roberto Alomar en su gran día. Su exaltación al Salón de la Fama del Béisbol en Cooperstown. Palabras citadas en la ciudad de Toronto donde Alomar los representará para la posteridad en su placa utilizando la gorra de los Azulejos.

Nadie olvide que fue en la ciudad canadiense donde comenzó su leyenda y guió a los Azulejos a dos campeonatos en 1992 y 1993 de Serie Mundial,

Para estas fechas, no hay esquina dentro de los 100 por 35 en la Isla de Encanto que no conozca a quien fuese probablemente la mejor segunda base en la historia de las ligas mayores y finalmente esta inmortalizado finalmente entre los gigantes del deporte del guante y el bate.

Finalmente, porque lo que ocurrió este pasado 5 de enero debió haber sucedido el año pasado. Bien demostrado que hubo justicia en esta ocasión al recibir el 90% de los votos emitidos por  581 electores de la Asociación de Escritores de Baseball de América. Por cierto, una marca para un pelotero en su segundo año de elegibilidad.

En total 523 electores apoyaron su ingreso al gran pabellón siendo el tercer pelotero en la historia con más votos recibidos. Los que tienen la marca de mayor cantidad de votos obtenidos en una elección lo fueron ambos en el 2007 Cal Ripken Jr. y Tony Gwynn.

Ahora, este lunes, 10 de enero, cuando Alomar reciba su gran recibimiento y homenaje en el Museo del Deporte de Puerto Rico en la ciudad de Guaynabo todavía falta algo más en su resume. Es el turno al bate de todo Puerto Rico.

Tal como escribí en una reciente columna, el conocido en el norte como ‘Robbie’ debe tener una exaltación más. Su exaltación al Pabellón de la Fama de la Serie del Caribe.

Por reglas del pabellón este año los exaltados de la Clase del 2011 deben ser hijos de Borinquén. Este venidero mes de febrero la pequeña serie mundial caribeña tomará escena en el Isidoro “Cholo” Garcia en Mayaguez.

Alomar fue uno de los puntales en la Serie del Caribe de 1995 de sus Senadores de San Juan. Aquel equipo que tanta gente lo denominó como el Equipo de Ensueño boricua del Siglo 20. Fue el campeón bate de la serie con .560 de promedio, conectó 7 cuadrangulares y fue lider en empujadas con 10 carreras remolcadas.

En ese torneo disparó para una marca de siete indiscutibles consecutivos. Ademas con su guante empató la marca de asistencias realizadas en un partido para un segunda base.
Por sus proezas fue electo en esa serie como el Jugador Más Valioso y miembro del Equipo Todos Estrellas.

No todas sus grandes actuaciones en Serie del Caribe fueron con aquel conjunto de San Juan. También tuvo buenas demostraciones en las series de 1987 con los Criollos de Caguas y en 1996 con los Lobos de Arecibo. Alomar en tres Series del Caribe bateó colectivamente para .347 de promedio.

Otro gran regalo, seria por el propuesto buen amigo Jorge Colón Delgado que la Liga Profesional de Puerto Rico retire el número 12 que utilizó en sus años de pelota invernal en su tierra.

Por cierto, aprovecho esta columna que la idea de retirar su número no debe ser solo en su terruño.

Seria grandioso este año que Roberto sea el primer jugador en la historia de la franquicia de los Azulejos que se le retire su número de franela. El único número retirado actualmente por la franquicia es el 42 de Jackie Robinson por mandato del béisbol de las Grandes Ligas.

Seria un gran momento por la organización de Toronto para honrar también a otro gran borincano que pasó por sus filas y ese lo es Carlos Delgado. En esa gran oportunidad Delgado debería ser exaltado al Salón de Excelencia de la Fama de los Azulejos de Toronto. Alomar es miembro del mismo desde el 2008  y del Salón de la Fama del Béisbol de Canadá.

Como dirían en Puerto Rico, que continue los regalos de reyes en las octavitas. Roberto Alomar se lo merece.

 

Roberto Alomar: Doble Regalo de Reyes de Salon de la Fama


Este próximo 5 de enero el Salón de la Fama del béisbol mayor anunciará sus exaltados a la inmortalidad en el pequeño pueblo de Cooperstown. 
Por segundo año consecutivo muchos asiduos y seguidores del deporte del guante y el bate entienden que Roberto Alomar por su arduo y buen trabajo durante su carrera sea recompensado por la Asociación de Escritores de Béisbol de América con su exaltación al pabellón de los grandes. El mismo que es hogar hace mucho tiempo de gigantes de América Latina entre otros Luis Aparicio, Rod Carew, Orlando Cepeda, Roberto Clemente, Juan Marichal y Tany Pérez.

 

Este año muchos entienden no deben existir excusas para su promoción. El año pasado Alomar se quedó corto por ocho votos para el requerido 75 por ciento para ser electo al gran salón.

 

Con tantas columnas escritas en estos días no voy a entrar en discusión que el boricua probablemente es el mejor segunda base en haber jugado pelota. El propio Joe Morgan considerado el icono como el mejor de todos los tiempos desde hace muchos calendarios entregó su corona. Morgan en un sin número de entrevistas que se le ha abordado sobre su opinión siempre ha aceptado que Alomar al menos es el mejor segunda base defensivo en la historia de las Mayores. Punto.

 

Tampoco en esta columna voy a entrar en números específicos pero por sí alguien necesita una pequeña guía Alomar probó la aseveración de Morgan con sus 10 Guantes de Oro cual es el número de más ganados por un intermedista en la historia de las Grandes Ligas. Alomar terminó su ilustre carrera con .300 de promedio de bateo de, 2,724 indiscutibles, 210 cuadrangulares, 504 dobles, 1,134 carreras empujadas y 474 bases estafadas. Fue seleccionado al Juego de Estrellas en 12 ocasiones.

 

Entre innumerables galardones, honores y reconocimientos fue el Jugador Más Valioso de la Serie de Campeonato en 1992 de la Liga Americana; también en 1998 fue seleccionado el Jugador Más Valioso del Juego de Estrellas y obtuvo en su carrera cuatro Bates de Plata. Hoy día es miembro del Salón de Excelencia de la Fama de los Azulejos de Toronto.

 

Para estas fechas, Alomar debe también ser exaltado al Pabellón de la Fama de la Serie del Caribe. Por reglas del Pabellón de la Fama de la Serie del Caribe este año los exaltados de la Clase del 2011 deben ser hijos de Borinquén. Este venidero mes de Febrero la pequeña serie mundial caribeña tomará escena en la Isla del Encanto en la ciudad de Mayaguez.

 

Alomar fue uno de los puntales de aquel llamado equipo de ensueño de los Senadores de San Juan en la Serie del Caribe de 1995. Fue el campeón bate de la serie con .560 de promedio, conectó 7 vuelacercas y fue lider en impulsadas con 10 carreras remolcadas.En ese torneo disparó para una marca record de siete indiscutibles consecutivos en juegos frente a República Dominicana y México.

 Ademas con su guante empató la marca de asistencias realizadas en un partido para un segunda base.Por todas sus proezas fue electo en esa serie como el Jugador Más Valioso y miembro del Equipo Todos Estrellas.

 

No todas sus grandes actuaciones fue con aquel conjunto de San Juan.Alomar también tuvo buenas demostraciones en las series de 1987 con los Criollos de Caguas y en 1996 con los Lobos de Arecibo.

 Alomar en tres Series del Caribe bateó colectivamente para .347 de promedio.

 

No solo en Puerto Rico pero en toda América Latina el día de los Santos Reyes Magos es un día de alegria y regalos y que mejor tiempo para tan merecidos reconocimientos.

Estaremos pendientes que pasará en los próximos dias. Veremos. El tiempo nos dirá.

Roberto Alomar: Proximo en el 2011 al Salon de la Fama del Beisbol

 


Con la ceremonia de exaltación de Andre Dawson y el ex-dirigente Whitey Herzog  al Salón de la Fama, año tras año uno de los debates que más sobresale entre fanaticos en nuestra América Latina es quienes serán los próximos a ser electos al gran pabellón en Cooperstown.

Dando un paso inmediato a la proxima elección en el mes de diciembre el primero que debe ser de seria consideración lo es Roberto Alomar.

Muchos que saben muy bien la historia del deporte del guante y el bate entienden que el intermedista puertorriqueño debió estar presente en la ceremonia de este fín de semana  en su primer año de elegibilidad.

Alomar sin duda alguna fue el mejor intermedista de su época. El 12 veces Todo Estrella, a la defensiva fue catalogado como el mejor segunda base en su momento y bien lo demuestran sus 10 Guantes de Oro.

Por otro lado con su madero terminó su carrera con números muy respetables. Un promedio de bateo de por vida de .300 y entre una larga lista de reconocimientos conectó más hits y carreras impulsadas en su carrera que los miembros del Salón de la Fama Joe Morgan y Ryne Sandberg.

Alomar al momento de retirase terminó su carrera con promedio de bateo de .300, 2,724 indiscutibles, 210 cuadrangulares, 504 dobles, 1,134 carreras impulsadas y 474 bases robadas.

Entre otros innumerables galardones, honores y reconocimientos fue el Jugador Más Valioso de la Serie de Campeonato de la Liga Americana en 1992;  Jugador Más Valioso en 1998 del Juego de Estrellas y obtuvo cuatro Bates de Plata.

 Hoy día es miembro del Salón de Excelencia de la Fama de los Azulejos de Toronto.

Otro que una vez más los votantes deben estar mirando de cerca su resumé lo es el de Edgar Martínez.

Con los Marineros de Seattle, a quienes les fue leal por 18 campañas y nunca vistió otro uniforme, es todavía hoy su líder de todos los tiempos en partidos jugados, turnos al bate, hits, carreras impulsadas, dobles y bases por bolas.

En su carrera obtuvo dos títulos de bateo en la Liga Americana; fue un siete veces Todo Estrella; cinco veces Bate de Plata y cinco veces bateador designado del año.

Simplemente fue su destreza en ese trabajo que hoy muchos le consideran el mejor bateador designado de todos los tiempos. Incluso el mismo béisbol organizado le dio su nombre para la perpetuidad a partir del 2005 al galardón de bateador designado del año.

Para algunos su rol de bateador designado a tiempo completo será nuevamente de discusión ya que si los sueños de Edgar se convierten en realidad seria el primero en la historia en tal puesto a tiempo completo en ser electo al Salón de la Fama.

Otro que será interesante ver como es evaluado este próximo invierno lo es el curriculum de Rafael Palmeiro.

Muy cierto que Palmeiro se equivocó grandemente con el asunto de los esteroides pero sus números ofensivos son sín duda de miembro del gran salón.

Entre peloteros activos todavia falta mucho tiempo pero bien apunte los nombres de Alex Rodríguez, Iván Rodríguez y Omar Vizquel para ser en un futuro inmortalizados en el salón. Como igual por sus proezas desde la lomita lo deben ser Pedro Martínez y Mariano Rivera.

Por el momento, a esperar primero por Roberto Alomar. El tiempo dirá.

Roberto Alomar Merece Honor en el Pabellon de la Fama de la Serie del Caribe

 


Este venidero mes de febrero cuando se levante el telón de la cita caribeña en Isla Margarita dos de la patria de Simón Bolivar pasarán a la gloria del béisbol. 
Este año Wilson Alvarez y Oscar Azócar fueron exaltados al máximo pedestal como miembros de la Clase 2010 del Pabellón de la Fama de la Serie del Caribe. Ambos serán encumbrados por sus proezas con la vinotinto en una ceremonia el próximo 3 de febrero el día inaugural de la Serie del Caribe 2010.

Según informado, todos los  puertorriqueños que emiten sus votos en el comité de exaltación votaron a favor del duo de Alvarez y Azócar. Y desde ahora tanto los votantes boricuas como los demás que empiecen afilar sus lápices para el 2011. Para la próxima serie pautada a celebrarse en Mayaguez en Puerto Rico por reglas del Pabellón de la Fama de la Serie del Caribe deben ser los próximos exaltados hijos de Borinquen.

Sí de verdad existe el deseo de comenzar hacer justicia a Roberto Alomar para estas fechas el año que viene debe ser anunciado su nombre a su inmortalización en el béisbol caribeño.

En la Serie del Caribe de 1995 Alomar fue puntal del conjunto borinqueño. Fue el campeón bate de la serie con .560 de promedio, conectó 7 vuelacercas y fue líder en impulsadas con 10 carreras remolcadas. En ese torneo disparó para una marca record de siete indiscutibles consecutivos en juegos frente a República Dominicana y México. Ademas con su guante empató la marca de asistencias realizadas en un partido para un segunda base.

Por todas sus proezas fue electo el Jugador Más Valioso y miembro del Equipo Todos Estrellas.

No todas sus grandes actuaciones fue con aquel equipo de ensueño de los Senadores de San Juan.

Alomar también tuvo buenas demostraciones en las series de 1987 con los Criollos de Caguas y en 1996 con los Lobos de Arecibo. Alomar en tres Series del Caribe bateó colectivamente para .347 de promedio.

Otros tres boricuas retirados del béisbol, junto a Alomar, que deben ser considerados para el Pabellón de la Fama de la Serie del Caribe el año que viene lo deben ser Hector Villanueva, Carlos Baerga y Bernie Williams.

Villanueva fue pieza clave en varias series pero en su resumé  resalta que fue miembro de las series de 1990 y 1993 del Equipo Todos Estrellas; fue en 1993 el campeón en jonrones y el campeón en 1992 y 1993 en carreras impulsadas. Su mejor actuación fue en la serie de 1993 en la franela de los Cangrejeros de Santurce que fue electo como el Jugador Más Valioso del torneo.

Baerga, mejor recordado por sus dias con los Indios de Cleveland, tuvo excelentes participaciones y sus mejores quedaron plasmadas en 1994 y 1995. En ambas terminó siendo seleccionado a sus Equipos Todos Estrellas.

Williams, el nunca olvidado número 51 de los Yankees de Nueva York, tuvo excelentes numeros también en estas series. Su mejor fue en 1995 que terminó como campeón en cuadrangulares y miembro del Equipo Todos Estrellas. El hoy músico de jazz también fue seleccionado en la serie de 1996 al Equipo Todos Estrellas.

En el caso de Williams que tanto a dado por su Isla del Encanto demostrandolo como miembro del equipo nacional en los Clásicos Mundial de Béisbol es hora también se le reconozca entre los grandes.

Para los que siguen la historia de los boricuas Edgar Martínez fue exaltado en el 2007 a la inmortalidad del Pabellón de la Fama de la Serie del Caribe.

Al igual que Martínez , espero que al menos Alomar sea considerado para tan gran honor como igual que en el 2011 deben ser exaltados ambos en Cooperstown.

A mi entender y aprovecho estas lineas también para que los electores del Pabellón de la Fama del Deporte de Puerto Rico tomen nota y le den al menos su sitial de inmortales en tan importante grupo  a Alomar, Martínez y Williams. Este trio sus estadisticas en el béisbol boricua como en las Grandes Ligas como decia el slogan de una cerveza boricua lo dice todo.

Por algún sitio hay que comenzar a tomar acción. No solo se debe quedar en palabras escritas que es hora Roberto Alomar reciba el respeto y honor de pelotero que fue en su momento. Estaremos pendientes que pasará en el 2011. Veremos. El tiempo dirá.

EXTRA DEL AUTOR:
A estas fechas ya comenzaron las finales en las ligas invernales.

En el pais anfitrión habrá un nuevo campeón y la batalla será campal entre sus más tradicionales franquicias entre los Navegantes de Magallanes y los Leones de Caracas. El ganador tendrá la responsabilidad de defender el título obtenido en el 2009 por los Tigres de Aragua en Mexicali.

En República Dominicana habrá tambien un nuevo campeón de liga y la guerra esta entre los Leones del Escogido y los Gigantes del Cibao. Igual en Puerto Rico comenzaron las serie semifinales y habrá un nuevo campeón ya que fueron eliminados los defensores Leones de Ponce.

En México la final ya comenzó entre los Venados de Mazatlan y los Naranjeros de Hermosillo.

La Serie del Caribe 2010 tomará escena el 3 de febrero en el Estadio Nueva Esparta en Venezuela

El Robo a Roberto Alomar del Salon de la Fama

Ciertamente fue una sorpresa mayúscula. Este pasado 6 de enero, Roberto Alomar por su arduo y buen trabajo durante su carrera como pelotero se suponía fuese recompensado por la Asociación de Escritores de Béisbol de América ser exaltado al Salón de la Fama en Cooperstown.

Ni porque fue el día que los latinoamericanos celebran los Santos Reyes Magos los votantes consideraron que el segunda base puertorriqueño merecía ser inmortalizado en su primera oportunidad al gran pabellón.

Cada persona tendrá su opinión pero de los que no creyeron en Alomar me pregunto yo que béisbol conocen para que se quedara corto por ocho votos para el requerido 75 por ciento para ser electo al Salón.

Cuando se le vio a Alomar con tristeza a través de imagénes fotográficas y por televisión en mi opinión el sentimiento puede o tiene que haber sido por indignación, enojo, enfado o cualquier otro sinónimo. Justamente con mucha razón.

No hay critico que realmente sepa del deporte del guante y el bate y que bien conozca que Alomar probablemente es el mejor intermedista en haber jugado pelota y hasta mejor que los 19 que están ya glorificados en Cooperstown.

El propio Joe Morgan considerado el icono como el mejor de todos los tiempos desde hace mucho tiempo atrás en la década de los 90′ dio su trono. Morgan en un sin número de entrevistas que se le abordó sobre su opinión del boricua siempre aceptó que Alomar es el mejor segunda base defensivo en la historia de las Mayores. Punto.

En esta columna no voy a entrar en números específicos pero por si acaso Alomar probó la aseveración de Morgan con sus 10 Guantes de Oro cual es el número de más ganados por un segunda base en la historia de las Grandes Ligas.

Alomar al momento de retirase terminó su ilustre carrera con promedio de bateo de .300, 2,724 indiscutibles, 210 cuadrangulares, 504 dobles, 1,134 carreras impulsadas y 474 bases robadas.

Fue seleccionado para participar en el Juego de Estrellas en 12 ocasiones. Entre innumerables galardones, honores y reconocimientos fue el Jugador Más Valioso de la Serie de Campeonato de la Liga Americana en 1992; también el Jugador Más Valioso en 1998 del Juego de Estrellas y obtuvo cuatro Bates de Plata. Hoy día está en el Salón de Excelencia de la Fama de los Azulejos de Toronto.

Es muy cierto que Alomar tendrá su oportunidad nuevamente de exaltación tan pronto como en el 2011. Tal como la tuvieron en su momento los hoy inmortales Juan Marichal, Luis Aparicio y Tany Pérez. Vale recorder que solamente Roberte Clemente y Rod Carew son losַ únicos latinos que fueron escogidos en la primera boleta.

Los otros siete latinos que están en el Salón entraron por via del Comité de Veteranos o en votaciones especiales.

La interrogante que crea la no elección de Alomar es que pasará con los latinoamericanos en el futuro.

Sí Alomar es considerado el más grande de los segunda base en la historia y no fue electo en su primera oportunidad entonces cuales son los criterios que buscan los escritores votantes.

Desde que se retiró de los diamantes Edgar Martínez ha sido el hombre más nombrado como el mejor en toda la historia en el rol de bateador designado. Con todo y ese reconocimiento  la mayoría de los escritores votantes este año, al igual que Alomar, llegaron a la conclusión mediante el voto que Martínez no merecía tampoco el honor en su primer turno en ser exaltado al gran Salón. Increible, el galardón oficial de las Ligas Mayores al bateador Designado del Año lleva el nombre de Edgar Martínez.

Hoy día se se habla entre otros que Iván Rodríguez es el mejor receptor en la historia. Igual se dicen palabras de Mariano Rivera como el mejor relevista y Omar Vizquel entre los mejores campocorto de todos los tiempos.

La pregunta entonces es que juicio se tomará en cuenta para que estos puedan ser electos en su primera vuelta de elección el día que les toque para ir al Salon de la Fama.

Otra pregunta es que pasará sí los escritores aceptan a Mark McGwire y Barry Bonds. Entonces podrán ser elegidos Rafael Palmeiro y Sammy Sosa. Y que pasará entre otros como Pedro Martínez y Manny Ramírez.

Es cierto que ningún grande en la historia ha logrado un consenso de un 100 por cierto para entrar al Salón de la Fama . Siempre opiniones existen pero cuando un grande como Alomar no entró en su primera oportunidad hay que escribirlo así como incomprehensible, inexplicable y dEificil de entender.

Sín duda,  Roberto Alomar le fue robado un día en la historia. Esperaremos que pasará en enero del 2011. El tiempo nos lo dirá.