Tagged: salon de la fama

Latinos Deben Ser Primera Clase Sin Salon de la Fama en las Grandes Ligas

En estos días que pasó la exaltación del pabellón de la fama en Cooperstown mucho se anda apuntando quiene deben ser los próximos latinoamericanos a ser inmortalizados en el gran salón.

Luis Tiant es hora finalmente este presente su placa. Punto. Tan pronto con venideras elecciones debe recibir el apoyo total de los votantes Adrian Beltré y mucho ojo cuál será la balanza cuanto a Carlos Beltrán.

En Comité de Veteranos mucha observación a futuro ver que pasará finalmente entre otros las carreras de Carlos Delgado, Juan González, Omar Vizquel y Bernie Williams.

En cuanto a salones de la fama de franquicias individuales bien hemos escrito en pasadas columnas finalmente el 3 de septiembre será la inauguración del salón de la fama de los Piratas de Pittsburgh. El ‘Cometa de Carolina’ Roberto Clemente está en su primera clase a ser exaltada en ceremonia ese día antes del partido entre los Azulejos de Toronto y los locales Piratas.

Después de los Bucaneros hay todavía siete organizaciones que faltan tener algún tipo de pabellón en honra a los suyos. En el pasado en un momento dado estuvimos presente en diálogos sobre este tema en cuanto a las posibilidades de la idea de salon de la fama propio de los Marlins y la franquicia de Tampa.

Hoy es hoy y por aquello de ver si se concibe la idea de los que faltan aquí ponemos nuestro granito de arena. Jugadores no activos que deberían recibir el honor de ser electos en la primera clase de un salón de la fama al ser realidad de las franquicias de Arizona, Colorado, ambas de Chicago. Detroit, Miami y Tampa Bay.

Quién sabe serán próximos en el futuro de estas franquicias y hasta para el mismo Cooperstown. Mientras, para no olvidar aquellos que estén o no en Cooperstown, para todos aquellos historiadores que gozan del deporte del guante y el bate aquí les ofrecemos la lista de los sangre latinoamericana de nacimiento o ascendencia que deben estar exaltados en los salones de la fama de franquicias individuales que notamos en esta columna en las Grandes Ligas. El tiempo nos dirá si realidad. Esperamos que así sea nuestro granito de arena. Bastante lo expusimos en Pittsburgh y funcionó. Veremos y ellos son:

LIGA AMERICANA

Medias Blancas de Chicago
Luis Aparicio, Orestes “Minnie” Miñoso

Tigres de Detroit
Guillermo Hernández

Rays de Tampa Bay
Roberto Hernández, Carlos Peña

LIGA NACIONAL

Cascabeles de Arizona
Luis González

Rockies de Colorado
Vinnie Castilla, Jorge de la Rosa, Andrés Galarraga, Carlos González

Cachorros de Chicago
Sammy Sosa

Marlins de Miami
Luis Castillo, Liván Hernández, Mike Lowell, Iván “Pudge” Rodríguez

Latinos en el Salon de la Fama Por Franquicia en las Grandes Ligas

El venidero 3 de septiembre la organización de los Piratas de Pittsburgh inaugurará en el predio izquierdo en su estadio el PNC Park su propio salón de la fama en honra a sus grandes de su franquicia que tanto renombre dejaron en la ciudad acerera.

En la exaltación de su primera clase uno de los ser honrados es su “The Great One” Roberto Clemente.

Para muchos era ya tiempo que los Bucaneros finalmente tuviesen su propio pabellón como muchas otras organizaciones que componen el béisbol mayor. 

Para cada latinoamericano sea de nacimiento o ascendencia es de gran humildad ese orgullo de ver a los suyos en estos pabellones. Mucho ciertamente se celebró recientemente la exaltación de Orestes “Minnie” Miñoso, David “Big Papi” Ortiz y Tony Oliva en Cooperstown pero vale apuntar todos nombres que ya estaban ensalzados hacia tiempo por las franquicias en que jugaron en sus carreras.  

Quién sabe serán próximos en el futuro a Cooperstown. Mientras, tampoco para no olvidar aquellos que estén o no en Cooperstown, para todos aquellos historiadores que gozan de la pelota aquí les ofrecemos la lista al día de los sangre latinoamericana que están exaltados en salones de la fama de franquicias individuales en las Grandes Ligas y ellos son:

LIGA AMERICANA
Orioles de Baltimore
Roberto Alomar, Luis Aparicio, Miguel Cuellar, Dennis Martínez, Melvin Mora

Medias Rojas de Boston
Mike Lowell, Pedro Martínez, David Ortiz, Manny Ramírez, Luis Tiant, John Valentín

Indios de Cleveland
Santos Alomar Jr., Carlos Baerga, Omar Vizquel

Astros de Houston
José Cruz, padre, Cesar Cedeño

Reales de Kansas City
Octavio “Cookie” Rojas

Angelinos de Los Angeles
Rod Carew, Vladimir Guerrero

Gemelos de Minnesota
Rod Carew, Tony Oliva, Camilo Pascual, Johan Santana, Zoilo Versalles

Yankees de Nueva York (Monument Park at Yankee Stadium)
Jorge Posada, Mariano Rivera, Bernie Williams

Atléticos de Oakland
Bert Campaneris

Marineros de Seattle
Edgar Martínez

Rangers de Texas
Adrian Beltré, Juan González, Iván Rodríguez, Rubén Sierra

Azulejos de Toronto (Nivel de Excelencia)
George Bell, Carlos Delgado, Tony Fernández

LIGA NACIONAL
Bravos de Atlanta
Javier López

Rojos de Cincinnati
Pedro Borbón, Leo Cardenas, David Concepción, Cesar Geronimo, Adolfo Luque, Tany Pérez, José Rijo, Mario Soto

Dodgers de Brooklyn / Los Angeles
Sandy Amoros, Juan Marichal, Luis Rodríguez Olmo, Fernando Valenzuela

Cerveceros de Milwaukee
Bill Castro, Teddy Higuera, Sixto Lezcano, Jaime Navarro, Ben Oglivie, José “Tony” Valentín

Mets de Nueva York
Edgardo Alfonzo

Phillies de Philadelphia
Bobby Abreu, Juan Samuel, Tony Taylor, Manny Trillo

Piratas de Pittsburgh
Roberto Clemente

Padres de San Diego
Benito Santiago

Gigantes de San Francisco
Felipe Alou, Marvin Benard, Orlando Cepeda, Tito Fuentes, Juan Marichal

Cardenales de San Luis
Julián Javier

Nacionales de Washington / Expos de Montreal
Dennis Martínez

Los Grandes en la Historia del Pabellon de la Fama de la Serie del Caribe

En ceremonia celebrada en Santo Domingo como parte de las festividades de la Serie del Caribe la Confederación de Béisbol Profesional del Caribe oficializó los exaltados de la Clase 2022 al Pabellón de la Fama de la Series del Caribe.

Por reglas del Pabellón de la Fama este año los seleccionados son todos hijos de la Bella Qjuisqueya.

Desde 1996 conocedores e historiadores de los países que componen la Confederación del Caribe escogen jugadores que son inmortalizados por sus gestas en este magno evento y este año como se viene realizando desde el 2009 se escogieron principalmente jugadores del país sede.

Este año los seleccionados a la inmortalidad del béisbol caribeña lo son Tony Batista, Guiguí Lucas, el propulsor Juanchy Sánchez y David Ortíz. 

Para el “Big Papi” de los Leones del Escogido en Dominicana es su primera exaltación de dos en de salón de la fama este año corriente. La próxima es el 24 de Julio cuando será exaltado junto a entre otros Minnie Miñoso y Tony Oliva en Cooperstown al Salón de la Fama del Béisbol.

Para aquellos de afán de historia el último exaltado a ambos pabellones en un mismo año tanto de la Serie del Caribe como en Cooperstown lo fue en el 2011 el boricua Roberto Alomar.

Enhorabuena los exaltados al Pabellón de la Fama de la Serie del Caribe. Para todos aquellos seguidores del deporte de la pelota, guante y bate aquí están desde su fundación en 1996 hasta hoy 2022 todos los integrantes que dejaron su huella de grandeza en Serie del Caribe y ellos son:

Clase 1996
Willard Brown, Puerto Rico
Rico Carty, Dominican Republic
Hector Espino, Mexico
Camilo Pascual, Cuba

Clase 1997
No Hubo Exaltación

Clase 1998
Tony Armas, Venezuela
Manuel “Manny” Mota, Dominican Republic 
Atanasio “Tany” Pérez, Puerto Rico
Hector Rodríguez, México

Clase 1999
Edmundo Amoros, Cuba
Pedro Borbón, Dominican Republic
George Brunet, México
Rubén Gómez, Puerto Rico

Clase 2000
Luis “Camaleón” García, Venezuela
Hector López, Panama
Orlando Peña, Cuba
Juan “Terín” Pizarro, Puerto Rico

Clase 2001
Vicente Romo, México
Jesús de la Trinidad Bracho, Venezuela
Wilmer Fields, Puerto Rico
Humberto Robinson, Panamá

Clase 2002
Luis “Tite” Arroyo, Puerto Rico

Clase 2003
José Guillermo Santiago, Puerto Rico
Victor Pellot Power, Puerto Rico
Rodrigo Otero Suro, Puerto Rico
Rafael “Felo” Ramírez, Cuba
Oscar Prieto, Venezuela
Pablo Morales, Venezuela

Clase 2004
George Bell, Dominican Republic
Carmelo Martínez, Puerto Rico
Luis Rodríguez Olmo, Puerto Rico
Ernesto Pichardo, Dominican Republic
Diego Segui, Cuba

Clase 2005
Rod Carew, Panamá
Willie Mays, Puerto Rico
Orestes “Minnie” Miñoso, Cuba 
Juan Navarrete, México

Clase 2006
David Concepción, Venezuela
Pedro Formental, Cuba
Celerino Sánchez, Mexico
Jerry White, USA

Clase 2007
Nelson Barrera, México
Héctor Cruz, Puerto Rico
Edgar Martínez, Puerto Rico
Oswaldo Olivares, Venezuela
Pedro Padrón, Venezuela
Pedrín Zorrilla, Puerto Rico

Clase 2008
Wilson Heredia, Venezuela
Winston Llenas, Dominican Republic
Dickie Thon, Puerto Rico

Class of 2009
Eduardo Acosta, México
Mercedes Esquer, México

Clase 2010
Wilson Alvarez, Venezuela
Oscar Azocar, Venezuela

Clase 2011
Roberto Alomar, Puerto Rico
Carlos Baerga, Puerto Rico
Candido Maldonado, Puerto Rico
Luis “Mambo” de León, Puerto Rico

Clase 2012
Joaquin Andujar, Dominican Republic
Neifi Pérez, Dominican Republic

Clase 2013
Renato Vega Alvarado, México
Francisco “Paquin” Estrada, México
Arturo León Lerma, México
Fernando Valenzuela, México
Alfonso Houston Jiménez, México
Ever Magallanes, México

Clase 2014
Jesús Alfaro, Venezuela
Alvaro Espinoza, Venezuela
Carlos Quintana, Venezuela

Clase 2015
Roberto Clemente, Puerto Rico
Juan “Igor” González, Puerto Rico
Hector Villanueva, Puerto Rico
Bernie Williams, Puerto Rico
Conrado Marrero, Cuba
Napoleón Reyes, Cuba

Clase 2016
Geronimo Berroa, Dominican Republic
Tony Peña, Dominican Republic
Luis Polonia, Dominican Republic
Felipe Rojas Alou, Dominican Republic

Clase 2017
Vinicio “Vinny” Castilla, México
Erubiel Durazo, México
Miguel Flores, México
Benjamin Cananea Reyes, México
Alfonso Araujo, México
Juan Manuel Ley, México

Clase 2018
Darryl Brinkley, México
Cornelio García, México
Jaime Orozco, México

Clase(s) 2019 / 2020
James “Buster” Clarkson, Puerto Rico
Armando Rios, Puerto Rico
Bob Thurman, Puerto Rico
Julio Valera, Puerto Rico
Roberto Vargas, Puerto Rico
Dionisio Acosta, Venezuela
Alfonso “Chico” Carrasquel, Venezuela
Baudilio Díaz, Venezuela
Rubén Mijares, Venezuela
Humberto Oropeza, Venezuela
Oscar Prieto, Venezuela
Luis Sojo, Venezuela

Clase 2021
Adan Amezcua, México
Rodrigo López, México
Enrique Mazón Rubio, México 

Clase 2022
Tony Batista, Dominican Republic
Guigui Lucas, Dominican Republic
David Ortiz, Dominican Republic
Juanchy Sánchez, Dominican Republic

Grandes Estrellas del Salon de la Fama del Beisbol en el Caribe

Para muchos peloteros en la historia su primer paso en la escalera hacia el estrellato en las Grandes Ligas y el ímpetu a llegar hasta el salón de la fama del béisbol lo fue en las ligas de invierno del Caribe.

En la crónica del deporte el instinto latinoamericano es que los suyos son imborrables todos aquellos residentes en Cooperstown.

Es muy cierto que era hora ya que “El Cometa Cubano” Minnie Miñoso fuese un salón de la fama pero nadie debe olvidar ahora que es un “HOF” que antes de cualquier relato en Chicago hay que contar con aquellos de los Tigres de Marianao. 

Por enredos de los tiempos en su terruño cubano los salón de la fama los Tony tanto Oliva y Pérez sus primeros peldaños fueron en Puerto Rico. La misma Isla del Encanto que le dio grada en el uniforme de los Cangrejeros de Santurce al “Cometa de Carolina” Roberto Clemente escalar ser el llamado “The Great One”.

Para no olvidar, Oliva brilló con los Lobos de Arecibo y Tany hizo combo por años con otro de los hoy gigantes de Borinquén Orlando Cepeda en la franela de los Cangrejeros.

Por otro lado, la cronología de las ligas de invierno del Caribe va más allá de sus locales. Si vamos por calendario fueron sus diamantes hogar de estrellas de las ligas negras que finalmente hoy gozan de status similar acentuados muchos de ellos en Cooperstown. Más adelante, a través de las décadas fueron terrenos para otros ese primer peldaño de hoy conocidos entre las luminarias de todos los tiempos en las mayores.

La lista es larga de nombres y apellidos si damos un recorrido por los tomos de las ligas de invierno de Cuba, Dominicana, México, Puerto Rico y Venezuela. 

Hoy es hoy y es manifiesto de todos los latinoamericanos que sean más de los suyos en un futuro cercano en Cooperstown. Y no olvidando donde fueron sinónimo en el Caribe. Luis Tiant que es ya su hora de “HOF” es equivalente de muchas camisolas en todo el Caribe invernal. También que merecen el honor de inmortales no debe olvidarse entre otros de David “Big Papi” Ortiz con los Leones del Escogido y Adrian Beltré con las Aguilas del Cibao; Carlos Delgado con los Senadores de San Juan y Carlos Beltrán con los Lobos de Arecibo y Omar Vizquel con los Leones del Caracas. 

Más allá de los hijos del Caribe antes mencionados no se debe desatender que de esos que tanto se discute hoy deben ser salón de la fama entre otros Don Mattingly antes de Yankee de Nueva York fue Criollo de Caguas; Dave Parker antes de Pirata de Pittsburgh fue Navegante de Magallanes y el que debe finalmente estar en sus huestes Pete Rose antes de Rojo de Cincinnati fue León del Caracas.

Como en el invierno tanto se disfruta de la pelota en el Caribe porque no rememorar lo mejor de lo mejor de las ligas profesionales de invierno. Un buen viaje a un partido de esos que gustan de fantasía entre solo residentes en Cooperstown. Como es clásico en todas las ligas de invierno el juego de estrellas tiende ser un partido entre figuras nativas contra extranjeros que en muchas ligas le llaman importados. 

La tarea no fue fácil hacer selecciones de las ligas profesionales de Puerto Rico, República Dominicana y Venezuela con jugadores de diferentes épocas. Para hacerlo de buen ostento escogimos repetimos solo jugadores pertenecientes hoy al Salón de la Fama del Béisbol. Para tal partidazo uno es ese equipo de nativos y el otro de “importados” y claro esta en el play en los uniformes que fueron insignes en su liga invernal.

Juegazo debe ser entre nativos e importados todos salón de la fama. Playball ! Entre selecciones y ellos son :

NATIVOS
C Iván “Pudge” Rodríguez, Criollos de Caguas
1B Orlando “Peruchín” Cepeda, Cangrejeros de Santurce
2B Roberto Alomar, Senadores de San Juan
3B Tany Pérez, Cangrejeros de Santurce
SS Luis Aparicio, Gavilanes
OF Roberto Clemente, Senadores de San Juan
OF Vladimir Guerrero, Tigres del Licey
OF Tony Oliva, Lobos de Arecibo
DH Edgar Martínez, Senadores de San Juan
LA Juan Marichal, Leones del Escogido
LC Mariano Rivera, Tigres de Aragua

IMPORTADOS
C Johnny Bench, Senadores de San Juan
1B Willie Stargell, Aguilas del Cibao
2B Ryne Sandberg, Aguilas del Zulia
3B Wade Boggs, Vaqueros de Bayamón
SS Cal Ripken Jr., Criollos de Caguas
OF Tony Gwynn, Senadores de San Juan
OF Reggie Jackson, Cangrejeros de Santurce
OF Willie Mays, Cangrejeros de Santurce
DH Hank Aaron, Criollos de Caguas
LA Greg Maddux, Aguilas del Zulia
LC Lee Smith, Cangrejeros de Santurce

Tony Oliva Grande de la Cuna de Beisbol de Puerto Rico y las Grandes Ligas

En esta época de invierno ocurre en la mayoría de la Cuenca del Caribe de rememorar todos aquellos grandes que pasaron por sus ligas invernales de béisbol. Puerto Rico no es la excepción y mucho se goza cuando se celebra con la hermana Cuba buenas nuevas.

En comienzo de los anuncios del Salón de la Fama del Béisbol a lo que será la Clase del 2022 en la Isla del Encanto muchos en su corazón andan celebrando la elección al pabellón de Tony Oliva. Mucho antes de llegar al gran circo fueron grandes sus momentos y proezas con su bate y guante en la franela de los Lobos de Arecibo.

En el 2018, décadas después de haber jugado en tierra borincana, en aquella serie especial después de los sucesos del Huracán María de juego regular entre Indios de Cleveland y los Gemelos de Minnesota bien nos dejo Oliva saber que nunca olvidaba su estadía de sus días que jugó en Borinquén y en especial su Arecibo.

Hoy es hoy y Tony Oliva se inscribe en un grupo de grandes que jugaron en la liga invernal profesional de Puerto Rico y son residentes del lugar de los quien mejor de lo mejor en Cooperstown.

En los libros de la crónica de la liga profesional boricua Tony Oliva estaba ya inscrito como uno de 17 que fueron líder de bateo tanto en la liga de invierno como en las Grandes Ligas. Oliva fue campeón bate en la campaña 1963-1964 con promedio de .365 de bateo.

Esa hazaña es interesante porque fue ese mismo 1964 que obtuvo su primer título de bateo de tres logrados en su carrera en la Liga Americana. Proeza de haber jugado en la liga invernal e inmediatamente ser líder de bateo de un circuito en las mayores que en la historia ha sido lograda por solo dos jugadores. En 1984 Don Mattingly que fue el monarca de bateo en Puerto Rico con los Criollos de Caguas ese mismo año lo fue con los Yankees de Nueva York el rey de bateo de la Liga Americana.

En regreso al tiempo, ese mismo 1964 no solo Tony Oliva fue campeón bate sino también en el circuito nacional lo era Roberto Clemente en el uniforme de los Piratas de Pittsburgh. Ambos se convertían ese año en la primera pareja latinoamericana en ser  líderes de bateo de ambas ligas en una misma temporada. Hazaña que volvieron a conquistar como duo en 1965 cada uno en su respectivo circuito.

Por cierto, Clemente junto a Oliva es de esos 17 exclusivos antes mencionado. Roberto Clemente antes de sus coronas en las mayores fue líder de bateo con .396 en la campaña 1956-1957 que jugó para los Cangrejeros de Santurce y Criollos de Caguas.

Enhorabuena el gran momento de Tony Oliva. Como que este es buen momento para añadir su nombre de jugadores y/o dirigentes que vieron acción en la liga profesional de Puerto Rico y residentes en Cooperstown. Mucho antes de grandes ligas de la cuna de Puerto Rico ellos son:

Roger Hornsby (Leones de Ponce)

Roy Campanella (Criollos de Caguas, Cangrejeros de Santurce, Senadores de San Juan)

Leroy ‘Satchel’ Paige (Brujos de Guayama, Cangrejeros de Santurce)

Joshua Gibson (Cangrejeros de Santurce)

Sandy Koufax (Criollos de Caguas)

Walter ‘Buck’ Leonard (Indios de Mayaguez)

Monford ‘Monte’ Irvin (Senadores de San Juan)

Roberto Clemente (Cangrejeros de Santurce, Criollos de Caguas, Senadores de San Juan)

Willie Mays (Cangrejeros de Santurce)

Bob Gibson (Cangrejeros de Santurce)

Hank Aaron (Criollos de Caguas)

Frank Robinson (Leones de Ponce, Cangrejeros de Santurce)

Raymond “Talua” Dandridge (Cangrejeros de Santurce)

Johnny Bench (Senadores de San Juan)

Jim Palmer (Cangrejeros de Santurce)

Fergunson Jenkins (Criollos de Caguas)

Reggie Jackson (Cangrejeros de Santurce)

Steve Carlton (Leones de Ponce)

Leon Day (Tiburones de Aguadilla)

Mike Schmidt (Criollos de Caguas)

Jim Bunning (Criollos de Caguas)

Earl Weaver (Cangrejeros de Santurce)

Tom LaSorda (Indios de Mayaguez, Cangrejeros de Santurce, Criollos de Caguas)

Phil Niekro (Lobos de Arecibo, Indios de Mayaguez)

Willie Wells (Tiburones de Aguadilla)

Larry Doby (Senadores de San Juan)

Orlando ‘Peruchin’ Cepeda (Cangrejeros de Santurce)

Robin Yount (Cangrejeros de Santurce)

Atanasio ‘Tany’ Pérez (Cangrejeros de Santurce)

Sparky Anderson (Senadores de San Juan)

Hilton Smith (Leones de Ponce)

Eddie Murray (Criollos de Caguas)

Gary Carter (Criollos de Caguas)

Bob Uecker (Lobos de Arecibo)

Wade Boggs (Vaqueros de Bayamón)

Willard Brown (Cangrejeros de Santurce)

Raymond ‘Ray’ Brown (Senadores de San Juan, Cangrejeros de Santurce, Leones de Ponce)

Ernest ‘Judd’ Wilson (Grises de Humacao)

Cal Ripken Jr. (Criollos de Caguas)

Tony Gwynn (Vaqueros de Bayamón, Senadores de San Juan)

Rick Gossage (Leones de Ponce)

Rickey Henderson (Leones de Ponce)

Roberto Alomar (Criollos de Caguas, Leones de Ponce, Senadores de San Juan, Cangrejeros de Santurce) 

Iván ‘Pudge’ Rodríguez (Criollos de Caguas, Vaqueros de Bayamón, Indios de Mayaguez)

Jack Morris (Indios de Mayaguez)

Jim Thome (Leones de Ponce)

Edgar Martínez (Senadores-Metros de San Juan)

Lee Smith (Cangrejeros de Santurce)

Tony Oliva (Lobos de Arecibo)

Roberto Alomar: Un Verdadero Salon de la Fama Por Su Puerto Rico

Roberto Alomar 1992

Hace cuatro décadas atrás en una entrega para la Revista Sábado Deportivo del diario El Vocero de Puerto Rico envíe una columna sobre Roberto Alomar con título De Roberto a Roberto. En mi memoria el editor Don Rai García (QEPD) su mayor cuestionamiento fue el título no la columna. Después de mi firme respuesta así se publicó. De un comenzar profesional como Criollo de Caguas y un Padre de San Diego a hoy Salón de la Fama del Béisbol los triunfos de Roberto Alomar son largos y tendidos. Ahora su nueva ventura es propietario de una franquicia en la Liga de Profesional de Puerto Rico. Seguramente de lo que le hemos conocido tiene bien puesta su vista en la bola. En una franquicia triunfante.

Para muchos en su Isla del Encanto puede que tomó de sorpresa a muchos la apuesta de su conjunto RA12 que será realidad esta campaña 2020-2021 pero pocos parece que no conocían de su PR 12 que celebró los pasados dos años en la ciudad de San Juan. El año pasado en el diamante del Estadio Hiram Bithorn en equipos identificados por colores vimos sobre 140 jóvenes tener la oportunidad de enseñar sus habilidades a escuchas de las mayores que una gran mayoría eran desconocidos por cualesquiera razón. Más allá la idea de Roberto era proyectar el enorme talento beisbolero que hay presente en la isla.

Roberto Alomar cuando llegó al béisbol grande corrió diferente suerte. “Robbie” era de sangre de familia beisbolera e hijo de uno de mejores de Borinquén, Santos Alomar, padre. Un año antes de su firma como “pro” su hermano Santitos había sido estampado por los Padres de San Diego. Y su llegada fue con muy diferente fortuna a hoy día. Más allá de su enorme talento, los puertorriqueños no estaban sujetos al sorteo de novatos y viajando a 1985 recordamos cuando Roberto se convirtió en el boricua en recibir el mayor bono hablando en dólares por rubricar su firma con la organización de San Diego. Bien recordamos parte de la historia como fue cuando trabajamos con los Marlins de Florida con un señor llamado Jack McKeon.

En travesía al tiempo por cosas de la vida trabajando para USA TODAY fue que realmente comenzamos a seguir a Roberto. Buen consejo recibí de una persona de mucho de mi respeto que Roberto tenia una pared para protegerse propiamente pero que era gran persona. Muy cierto. En aquel entonces mucha de la atención entre boricuas era para Bobby Bonilla y Rubén Sierra pero desde su llegada a las huestes de Toronto era hombre caballero a seguir.

Alomar sabiamos que vivía en el propio SkyDome (hoy Rogers Centre) pero su oficina era en el terreno de juego. Desde su llegada en 1991 comenzamos a seguirlo de cerca en la franela de los Azulejos y en tres temporadas en un abrir y cerrar de ojos se convirtió en una super estrella. Fue en ese 1991 que empezaron sus Guantes de Oro, Bate de Plata, reconocimientos y honores. Vale no fallar a la memoria que fue en ese entre el 91’ al 93’ que llegó en tres temporadas consecutivamente sexto en la votación para Jugador Más Valioso de la Liga Americana.

Fue en dos de sus cinco campañas con Toronto que llegó a sus únicas apariciones en Serie Mundial que por cierto fueron de campeonato mundial. La menos olvidada es la de 1992 año que llegó al Clásico de Otoño como Jugador Más Valioso de la Serie de Campeonato de la Liga Americana. Por cierto era el primer puertorriqueño en aquel entonces en obtener tal distinción en serie de campeonato.

El tiempo transcurrió y con el pasar de los calendarios le vimos triunfar con los Orioles de Baltimore y los Indios de Cleveland. Su mayor honor en esos años fue Jugador Más Valioso en 1998 del Juego de Estrellas y en dos ocasiones con los del “Chief Wahoo” estuvo muy cercano en votos para Jugador Más Valioso de la Liga Americana.

En el 2005 la esperanza de muchos era un año más con los Devil Rays de Tampa Bay. Alomar estaba a 276 hits del número mágico de 3,000 pero un 19 de Marzo dejo saber que su espalda, piernas y sus ojos no eran lo mismo y no iba más. Así dejo saber en St. Petersburg un 19 de marzo que su carrera era final.

Alomar tapiaba su carrera con .300 de promedio de bateo, 2,724 indiscutibles, 504 dobles, 210 cuadrangulares,1,134 carreras remolcadas y 474 bases estafadas. Fue al Juego de Estrellas en 12 ocasiones y obtuvo 10 Guantes de Oro y cuatro Bate de Plata.

Hoy es hoy, Alomar es uno de cinco boricuas inmortales en el Salón de la Fama en Cooperstown. Es también miembro del Salón de Excelencia de la Fama de los Azulejos de Toronto, el Salón de la Fama del Béisbol de Canadá, el Pabellón de la Fama del Deporte Puertorriqueño y el Pabellón de la Fama de la Serie del Caribe. Su número 12 esta retirado para la eternidad por los Azulejos de Toronto.

En su Borinquén donde ahora es dueño de equipo jugó en 13 temporadas siendo todo una estrella en las Grandes Ligas. En vuelo rápido por los calendarios sus tres más recordadas son con los Senadores de San Juan. En la campaña 1994-1995 ademas de campeón nacional fue el Jugador Más Valioso de la Serie del Caribe del 95’ que fue miembro de aquel nunca olvidado equipo de ensueño de Puerto Rico. En las temporadas 1995-96 y 1996-1997 fue campeón bate de la liga de forma consecutiva y en la última mencionada fue Jugador Más Valioso de la liga.

Roberto Alomar esta en su medida personal. Triunfar. Así lo percibimos en la segunda mitad de los 80’ y al presente si hay temporada de la liga profesional en Puerto Rico esos mayores éxitos solo el tiempo nos lo dirá.

El Pabellon de Honor de los Marlins de Miami

Luis Castillo Pudge Rodriguez

La franquicia de los Marlins de Miami se juegue o no en el 2020 va para 30 años de existencia y le falta algo que muchas franquicias tienen que es su propio pabellón o salón de la fama. En estos calendarios de resiliencia que vivimos que hay tiempo para tantas ideas una vez más un grupo de colegas en la Ciudad del Sol están proponiendo es momento de tener su propio pabellón.

Desde hace varios años esta propuesta se ha mencionado en varias ocasiones y la más seria fue en el 2013. Aquel momento era año de doble tributo. Buen instante porque se celebraba el aniversario número 20 y el decimo de su campeonato mundial. Estaba también fresca “la mudanza” de los Marlins de Florida a su actual identidad de los Marlins de Miami.

Hasta se porteo la coincidencia que ese año dos grandes ex-Marlins eran inmortalizados en otros pabellones de fama. Ese 2013 Iván “Pudge” Rodríguez fue exaltado al Salón de la Fama de los Rangers de Texas y Carlos Delgado seleccionado al ‘Nivel de Excelencia’ de los Azueljos de Toronto.

Si es que estamos en tiempos de nuevas ideas a la cual vista en otros estadios de las mayores porque no un area con el nombre que la organización tome y cree en el Marlins Park para honrar a sus figuras máximas. 

Una vez más con nuestro granito de arena a los Marlins de Miami porque no un pabellón más allá de nombres con una placa y retirado el número para la eternidad como hacen las otras 29 franquicias que componen el bésibol mayor. Es correcto. La única novena que no tiene, menos el mandatorio 42 de Jackie Robinson, un número retirado lo son los Marlins. 

Vale aclarar que los dos números que muchos entienden están retirados al presente no lo están. El número 5 que estuvo retirado en los tiempos de los Marlins de Florida fue regresado a juego cuando la transferencia a Miami. Ese número hoy día lo tiene el jugador del cuadro interior / guardabosque Jon Berti.

El  retiro del 16 de José Fernández que fue propuesto por la gerencia anterior nunca fue hecho oficialmente. Hoy día desde su partida en vida en el 2016 ningún jugador de los Marlins ha utilizado tal número en su uniforme.

En nuestra pizca de consejos de ser realidad un pabellón con números retirados nuestra propuesta para la primera clase lo son el 1 de Luis Castillo; el 19 de Mike Lowell; el 2 de Hanley Ramírez y restablecer la solicitud del 16 de José Fernández.

Marlins Latinos

Dos jugadores activos que si esto fuese real tal honor a inmediato futuro después de colgar sus spikes lo deben ser el 24 de Miguel Cabrera y el 27 de Giancarlo Stanton.

Para este designio la tarea no es facil por la infinidad de jugadores que han pasado por su franela. Los únicos en la historia del equipo que han sobrepasado 850 partidos acción en el diamante los son Luis Castillo, Lowell, Stanton, Hanley Ramírez, Jeff Conine y Alex González.

Muy cierto que a la hora de una encomienda como un pabellón de honor entre latinoamericanos va estar la discusión de heroes de Serie Mundial entre otros Liván Hernández, Edgar Renteria e Iván Rodríguez. 

El Pabellón de Honor de los Marlins de Miami debe ser ya. Nuestro voto lo tienen en sus manos en esta columna. El tiempo nos dirá.

Carlos Beltran: Adios Nueva York; Ahora El Salon de la Fama en Cooperstown

Carlos Beltran Hosuton Astros 2017

Por segunda ocasión en muy pocos días se lee y escucha la decisión por mutuo acuerdo de un dirigente decirle adios a una organización y este Jueves, 16 de Enero fue el turno de Carlos Beltrán con la franquicia de los Mets de Nueva York.

Beltrán sin tan siquiera dirigir un partido decidió tomar otro rumbo en su diario vivir el resto del año en curso dejando saber a través de un comunicado que le decia adios al puesto de dirigente por el mejor interés del equipo y no ser una distracción al conjunto durante la venidera campaña.

Beltrán en su notificación breve dejo saber su agradecimiento por la oportunidad ofrecida por los Mets pero muy deplorable y triste es conocer que en vez de haber sido otra gloriosa página en su resumé en este instante esta ceñida por su envolucramiento en la actual investigación por robo de señas con uso de tecnólogia electrónica.

Por cierto, Beltrán es el tercer dirigente que en la actual inquisición pierde su trabajo. Este pasado Martes lo fue Alex Cora con los Medias Rojas de Boston y un día antes fue despedido AJ Hinch de los Astros de Houston.

Según un informe de la Ofícina del Comisionado de las Grandes Ligas, el eje del asunto esta en que Beltrán junto a Alex Cora fueron clasificados como los cerebros del esquema de pillaje de señas durante la temporada 2017 con los Astros de Houston.

Muchos en un momento dado cuestionaron el rol de Beltrán por ser el único jugador mencionado pero según multiples reportes el informe del Comisionado deja saber que el boricua mintió en el proceso de investigación.

Hoy es hoy y hasta trivias han sido publicados si Beltrán era el primero en ser nombrado dirigente y no ver acción en un solo partido. Aunque un desfortunio para el boricua no es el primero. Wally Backman en el 2004 fue nombrado manda más de los Cascabeles de Arizona y cuatro días después por una investigación del diario The New York Times fue cesanteado por dis que problemas legales personales de Backman.

Décadas después la prensa escrita de la Ciudad de la Gran Manzana como el caso de Backman fueron la mayoria enfaticos en sus columnas que Beltrán no debia asumir el rol de dirigente en una campaña que iba ser su persona de total desatención.

Como escribimos hoy es hoy y más allá de no poder ser dirigente por las razones conocidas la pregunta más inmediata es su oportunidad al Salón de la Fama en Cooperstown. Beltrán es elegible por vez primera en el 2022 y con todo este anteproyecto hay que ver cual será la reacción de los votantes.

Beltrán en sus 20 campañas puso números ofensivos totales de .279 de promedio de bateo, 435 jonrones, 1,587 carreras impulsadas, 1,582 carreras anotadas, 2,725 hits y 312 bases robadas.

Su lista de reconocimientos puede ser resumida en Novato del Año del 1999 de la Liga Americana; nueve Juego de Estrellas; tres Guante de Oro, dos Bate de Plata; Premio Roberto Clemente del 2013 y otro sin número de reconocimientos y honores entre otros múltiple seleccionado como Jugador de la Semana que confiere Las Mayores y distinciones por diferentes publicaciones a través de su carrera entre otras Baseball América, Baseball Digest y The Sporting News.

Sus números ofensivos son a la par comparados con el “hall of famer” Andre Dawson y más allá de sus números está considerado uno de los mejores diez bateadores ambidextros de todos los tiempos. En este arte de ambidextro es considerado entre latinoamericanos a la par del salón de la fama Roberto Alomar y otro grande de Borinquén Bernie Williams.

La lista de alardes es larga pero con este caso investigativo corriendo en estos momentos quien sabe cuanta resta implicará comenzando con la misma prensa de Nueva York que en sus días con sus Mets no eran sus mejores relaciones.

El presente y futuro de tanto Carlos Beltrán como de Alex Cora es bastante sombrío. Sus acciones ellos solo tienen conocimiento. En el caso de Beltrán va más allá porque podria empañarle su via al Salón de la Fama. Simple, las consecuencias y resultados el tiempo dirá.

Turno al Bate de Puerto Rico 2020 al Pabellon de la Fama de la Serie del Caribe

Cartlos Delgado Puerto rico

Desde el 2009 la Confederación de Béisbol Profesional del Caribe anunció que tomaba las riendas del proceso de exaltación del Pabellón de la Fama de las Series del Caribe y solamente serian escogidos bajo una serie de reglas jugador(es) del país sede. 

Este año la edición caribeña se celebrará el venidero mes de Febrero en el Estadio Hiram Bithorn en la ciudad de San Juan y este año los próximos exaltados deben ser jugadores de Puerto Rico

Increiblemente muchos aficionados conocen del Salón de la Fama en Cooperstown pero muy pocos conocen que el Pabellón de la Fama de la Serie del Caribe tiene como recinto a sus inmortales en el Museo del Deporte de Puerto Rico.

En  la última edición en el 2015 en San Juan dimos con la predicción que Hector Villanueva y Bernie Williams eran merecedores de tal reconocimiento a cual fueron sumados Roberto Clemente y Juan “Igor” González.

Este año ponemos nuestro usual granito de arena para los votantes para que se vayan preparando en el bullpen y escoger la Clase 2020 del Pabellón de la Serie del Caribe.

Por sus actuaciones de la década de los 90’ deben ser considerados jugadores que  fueron líderes o co-líderes en principales departamentos ofensivos en series especificas. Ellos son Carlos Delgado, Armando Ríos y José “Pito” Hernández. De los actuales 2000 en este nuestro siglo de honor deben ser considerados para el gran pabellón José Vidro, Carlos Rivera y Jesús “Motorita” Feliciano.

De todos los antes mencionados, Carlos Delgado fue honrado como parte de las actividades en el clásico del 2015 con la lid de ser miembro del Paseo de los Heroes del Béisbol en el Estadio Hiram Bithorn en la capital de San Juan. Este 2020 puede que sea su momento.

Aprovechamos esta lineas en esta columna porque interesante ver que decidirá la Confederación del Caribe y la delegación venezolana que por circunstancias ocurridas el año pasado no hubo elección al Pabellón. El año pasado los candidatos a consideración por los votantes vino tinto eran los lanzadores Emilio Cueche, Horacio Estrada, Geremi González, Luis Leal y Urbano Lugo; el receptor Baudilio “Bo” Díaz, los primera base Gonzalo Márquez y Luis Raven, el segunda base Luis Sojo, el campo corto Alfonso “Chico” Carrasquel y el guardabosque César Tovar.

Esperando por buenas nuevas de los próximos grandes al pabellón de los inmortales de la Serie del Caribe. El tiempo nos dirá.

Jose Cruz: El Pelotero de Puerto Rico y los Astros de Houston

Jose Cruz

Los Astros de Houston tiempito atras se convirtio en la última franquicia en las Grandes Ligas en estrenar su propio Salón de la Fama. Dieciseis de sus grandes de todos los tiempos fueron exaltados a su primera clase y uno de sus consagrados lo fue el puertorriqueño y único latinoamericano en el grupo José ‘Cheo’ Cruz.

Cruz, quien llegó en 1975 procedente de los Cardenales de San Luis, se convirtio en un favorito de la afición local. Cruuuuuz ! como le alababan sus asiduos en aquellos tiempos en el Astrodome dejo su huella en 13 temporadas con dos Juegos de Estrellas y dos Bate de Plata.  En cinco ocasiones fue considerado para Jugador Más Valioso de la Liga Nacional siendo en 1980 y 1983 sus mejores temporadas.

En la campaña de 1983 cerró como líder en hits con 189 de la Liga Nacional uniendo su nombre a Roberto Clemente como los únicos boricuas en liderar ese departamento en el circuito más antiguo en la historia de las mayores.

Precisamante, Cruz cerró su carrera como jugador regular con el número 21 de Clemente con los Yankees de Nueva York. Cruz al tiempo regresó con los Astros en calidad de coach donde trabajó entre 1997 al 2009. Equipo donde siempre estuvo su corazón y mismo que le retiró en 1992 su número 25 de toda camisa de la novena.

Este año, Cruz no es el único en vanagloriarse entre grandes. Este 2019 los Dodgers de Los Angeles exaltaron a Fernando Valenzuela a su salón de honor y Bobby Abreu fue elevado por los Phillies de Philadelphia a su pabellón de la fama.

Enhorabuena otro triunfo en una gran carrera. Con mucho gozo y respeto Cruuuuuz !